Cabecera hamburguesa abierta
Buscar logotipo

Saltar a

Actualmente viendo:

¿Cómo se debe dormir con las costillas magulladas?

imagen de nuestro escritor Filip Maric

Escrito por Filip

Asesor del sueño

esqueleto caja torácica

24 abril 2024 6 min leer

¿Cómo se debe dormir con las costillas magulladas? ¿De lado? ¿De espaldas? ¿Quizá con una almohada extra? Aquí tienes todo lo que necesitas saber.

¿Cómo se debe dormir con las costillas magulladas para garantizar la curación y la comodidad? Hay que tener en cuenta algunas cosas.

En primer lugar, es importante que descanses mucho. Las costillas magulladas o rotas pueden tardar bastante en curarse, así que asegúrate de que te lo tomas con calma y les das a tus costillas lesionadas el tiempo que necesitan.

Aparte de eso, se trata de controlar el dolor y ponerse cómodo de la forma que mejor le parezca. Ya sea durmiendo boca arriba o en un sillón reclinable, tú decides.

Las causas de las contusiones costales

Hay más de una forma de sufrir una lesión costal. Desde fracturas de costillas hasta contusiones, hay varias posibilidades. Pero la causa más común es un traumatismo torácico por objeto contundente. Puede deberse a:

Accidentes de tráfico

Los accidentes de tráfico son una causa frecuente de contusiones o fracturas de costillas.

Aunque el uso del cinturón de seguridad puede ayudar a proteger las costillas, el impacto de una colisión puede dañarlas.

En el peor de los casos, puede acabar con varias costillas rotas. Si no se trata, una fractura costal puede provocar complicaciones graves, como colapso pulmonar o perforación [1].

Tenga cuidado después de un accidente de coche y busque atención médica si siente dolor o molestias en las costillas.

Lesiones deportivas

Cualquier deporte, por agresivo o físico que sea, puede provocar una lesión costal.

Incluso actividades como el golf o el béisbol pueden acabar con una costilla magullada o rota si se pega demasiado fuerte o si la pelota golpea en el lugar equivocado.

Otros deportes de alto contacto, como el fútbol, el rugby y el hockey, son especialmente propensos a causar este tipo de lesiones.

Cataratas

Ni que decir tiene que una caída puede provocar una lesión en la caja torácica. Tanto si te caes por las escaleras como si resbalas en el hielo, una caída fuerte puede dejarte una costilla magullada. Los adultos mayores son especialmente susceptibles a este tipo de lesiones debido al debilitamiento de sus huesos.

Otros

Aparte de eso, hay otras formas de acabar con costillas magulladas o fracturadas.

Por ejemplo, si padece una enfermedad como la osteoporosis o un cáncer que se ha extendido a las costillas, también puede provocar que éstas se rompan o magullen con facilidad.

Síntomas de contusión o rotura de costillas

Imagen de una radiografía que muestra una costilla rota.

Los síntomas de las costillas magulladas o rotas incluyen dolor al respirar, toser o moverse; dificultad para respirar profundamente y dolor agudo al tocarlas. [2]

Si cree que puede tener costillas magulladas o rotas, o experimenta alguno de los síntomas que hemos mencionado (y que está a punto de mencionar), es importante que busque atención médica inmediata para obtener un diagnóstico preciso y un plan de tratamiento.

Hinchazón y hematomas

Aparte de los que hemos mencionado, algunos otros síntomas de las costillas magulladas incluyen hinchazón y hematomas alrededor de la zona afectada.

La causa es una hemorragia bajo la piel debida a vasos sanguíneos dañados. La hinchazón y los hematomas pueden dificultar y hacer más doloroso moverse o incluso respirar.

Dificultad para moverse

Otro síntoma de las costillas magulladas es la dificultad para moverse. Esto se debe a la cantidad de dolor que probablemente sientas al intentar mover la zona afectada o cambiar de postura para dormir.

También puede resultarte difícil respirar profundamente o toser sin empeorar el dolor.

Dolor al respirar, estornudar o reír

Por último, uno de los síntomas más comunes es el dolor al respirar, toser o riendo.
Al igual que siente dolor al moverse, también sentirá dolor cuando mueva la caja torácica al inspirar, toser o reír.

¿Cómo dormir con una lesión costal?

No es fácil dormir con las costillas rotas o incluso magulladas, sea cual sea tu estilo de dormir.
El dolor puede dificultar encontrar posturas cómodas para dormir y es probable que tengas problemas para respirar.

Pero hay algunas cosas que puedes intentar:

Dormir boca arriba

Una imagen de un joven durmiendo de espaldas

En general, la mejor postura para aliviar el dolor y la presión sobre las costillas es dormir boca arriba. Esta posición minimiza los movimientos involuntarios durante la noche.

También elimina la presión sobre el hueso fracturado y le permite respirar con más facilidad y menos molestias.

Aunque ciertamente no es perfecta, a menudo es la mejor opción para aquellos con cualquier grado de lesión en las costillas.

Consigue un sillón reclinable

Otra cosa que puedes hacer si te duelen las costillas es Consigue un sillón reclinable e intenta dormirte en una posición algo erguida.

Esto puede aliviar la presión sobre los huesos de las costillas y facilitar la respiración.

Sin embargo, si tienes problemas de cadera o lumbares, ten en cuenta que dormir erguido podría agravar esos problemas.

Obtener almohadas

Las almohadas, especialmente una almohada en cuña, serán tus mejores amigas cuando intentes dormir con una lesión en las costillas.
Utilízalas para elevar tu cuerpo de una posición horizontal a otra más erguida.

Esto puede ayudar a aliviar parte de la presión sobre las costillas y facilitar la respiración.
Otra cosa que puedes hacer es utilizar una almohada normal cuando tengas que toser. Colocar una almohada sobre el pecho y apretarla suavemente podría ayudar a amortiguar el dolor.

Practicar la respiración profunda

una imagen de ejercicio de respiración lenta

Aunque ciertamente no podrás respirar profundamente sin dolor, incorporar ejercicios de respiración sin duda puede ayudarte.

Empieza con respiraciones poco profundas y ve subiendo poco a poco.

Si aguantas el dolor, podrás respirar lo mejor posible, lo que te ayudará a mejorar la función pulmonar en general, evitarás la neumonía e inundarás tu cuerpo de oxígeno, un componente necesario para la curación.

Limitar el movimiento mientras se duerme

Cualquier tipo de movimiento será doloroso con las costillas magulladas o rotas. Dormir puede ser lo peor de todo porque a menudo te mueves sin darte cuenta.

Para limitar tus movimientos mientras duermes, intenta limitar tu amplitud de movimiento durmiendo boca arriba y colocando almohadas u otros objetos cómodos a tu alrededor para evitar que te des la vuelta por la noche.

También puedes dormir de lado, si te resulta cómodo, con una almohada entre las piernas y otra apoyada en la espalda para evitar que te des la vuelta.

Por último, aunque algunos recomiendan vendajes y vendas de compresión para inmovilizar la caja torácica lesionada, limitar los movimientos repetitivos y aliviar el dolor, nosotros lo desaconsejamos. [3]

Los vendajes compresivos podrían limitar su capacidad para respirar profundamente, lo que podría aumentar el riesgo de hemorragia interna en la cavidad torácica, infección pulmonar o neumonía.

Tomar analgésicos

Imagen de un paciente mayor sosteniendo un medicamento para la enfermedad de Parkinson.

Si el dolor se vuelve insoportable, es posible que necesite tomar analgésicos.

Hay una gran variedad de analgésicos de venta con y sin receta, así que habla con tu médico sobre lo que más te conviene.

Recuerda que los analgésicos pueden tener efectos secundarios y que algunos son muy adictivos, así que tómalos según las indicaciones y no conduzcas ni manejes maquinaria bajo sus efectos.

Además, asegúrese de consultar a un médico antes de tomar cualquier analgésico, o si padece alguna enfermedad cardiaca, hipertensión, enfermedad renal, enfermedad hepática o ha tenido úlceras de estómago en el pasado.

Aplicar hielo en las costillas magulladas

Todas las noches, antes de acostarte, aplica hielo en las costillas afectadas durante 15-20 minutos.

La terapia con frío le ayudará a reducir el dolor intenso y la inflamación e incluso a reducir la hinchazón, lo que debería ayudarle a dormir mejor.

Si es necesario, utiliza también una bolsa de hielo durante el día. Tu costilla fracturada te lo agradecerá.

Evite pasar todo el día en la cama

Una imagen de una familia corriendo por el campo

Aunque necesitas descansar, es importante que no pases todo el día en la cama.

Por supuesto, es perfectamente normal que te sientas decaído y desanimado si tienes dolor, pero debes intentar mantenerte activo tanto como sea posible, ya que ayudará a aumentar el flujo sanguíneo y favorecerá la cicatrización.

Además, te ayudará a mantener el ánimo, que es una parte importante del proceso de curación.

Con esto no queremos decir que debas hacer flexiones o levantar objetos pesados. Basta con que camines un poco por la casa.

Tose si necesitas toser

Una imagen de un hombre tosiendo.

No retengas la tos, ya que podría empeorar el dolor.

En su lugar, como hemos dicho, utiliza una almohada para apoyar el pecho y apriétala suavemente mientras toses para amortiguar el dolor.

Para ser justos, tendrás que tener cuidado de no toser demasiado fuerte, ya que una tos intensa podría causar más dolor o provocar un colapso pulmonar, infecciones pulmonares, lo que convertiría una costilla magullada o fracturada en una urgencia médica.

Limítate a comer sano y aléjate de los hábitos poco saludables

Ni que decir tiene, pero tienes que ceñirte a una alimentación sana y alejarte de los hábitos poco saludables si quieres curarte rápidamente.

Deberás dormir al menos ocho horas al día. La falta de sueño es el peor enemigo de la recuperación.
Esto significa seguir una dieta equilibrada. Comer mucha fruta, verdura y proteínas magras, así como evitar los alimentos procesados, las bebidas azucaradas y el consumo excesivo de alcohol.

Por supuesto, dejar de fumar es un hecho a estas alturas.

Dormir del lado donde están las costillas magulladas

Una mujer joven tumbada de lado.

Aunque pueda parecer contrario a la intuición, dormir sobre la zona de las costillas afectadas puede ayudar a reducir el dolor.

La idea es que dormir sobre el lado lesionado limite los movimientos nocturnos, aleje el dolor y mejore la calidad del sueño.

Sin embargo, si esto hace que te duelan más las costillas, busca lo que te vaya mejor. Pero dormir de lado debería funcionar.

¿Cuánto tardan en curarse los hematomas costales?

Por lo general, las costillas se curan en unas 6 semanas. Sin embargo, dependiendo de la gravedad de la lesión y de otros factores, puede tardar un poco más.

Durante este tiempo, es importante limitar al máximo los movimientos para evitar dolores y molestias adicionales y acelerar el proceso de recuperación.

Conclusión

Las lesiones costales, ya sean costillas magulladas o tórax en asa, pueden ser extremadamente dolorosas.

Sin embargo, con los cuidados y el tratamiento adecuados, la mayoría de las personas se recuperan totalmente en 6 semanas.

Mientras tanto, es importante limitar al máximo los movimientos, tomar analgésicos (si es necesario) y hacer todo lo posible por descansar lo más posible. En cuanto a cómo dormir con las costillas magulladas, asegúrate de no irritar la lesión y sigue las instrucciones de tu médico de cabecera.

Lectura recomendada:

Comentarios (0)

Aún no hay comentarios

Entradas relacionadas

Consejos para conciliar el sueño

Imagen destacada de los inconvenientes de dormir de lado.
02 mayo 2024

Inconvenientes de dormir de lado

A menos que duerma sobre el lado izquierdo (e incluso entonces), dormir de lado (presumiblemente) ejerce una tensión y una presión adicionales sobre el corazón...
Mujer durmiendo boca abajo
23 abril 2024

¿Es malo dormir boca abajo?

La columna vertebral humana no es plana. De hecho, tiene forma de S, con una curva natural que comienza en la base del cuello y continúa por todo...
¡No se lo pierda!
Reciba las últimas críticas, ofertas especiales, novedades y mucho más...
[instagram-feed feed=1]
Botón Cerrar

¡No se lo pierda!

Reciba las últimas críticas, ofertas especiales, novedades y mucho más...

Al enviar este formulario, usted se inscribe en nuestras listas de correo.
Consulte nuestro política de privacidad.

Este campo tiene fines de validación y no debe modificarse.

es_MXEspañol de México